portada niñas riendo.

Ideas para gastar bromas el día de los Santos Inocentes

Cada año, cuando llega el invierno, no sólo esperamos la Navidad. Son muchas las fechas especiales que se pueden celebrar. En España, cada año esperamos a la última semana del año, al día 28 de diciembre para dar rienda suelta a nuestras bromas, las inocentadas.

matanza santos inocentes

A pesar de que hoy en día casi nadie sabe que el origen de la celebración de este día es bastante trágica y de origen religioso, se sigue celebrando. Según la tradición católica, con el nacimiento de Jesús, el Rey Herodes ordenó la matanza de todos los niños menores de 2 años en Judea para evitar que el supuesto hijo de Dios le destronara con el paso del tiempo, según una profecía. Este es el motivo del nombre (Día de los Santos Inocentes) y de que se celebre en otros países el mismo día.

De tomarse a juego la inocencia de los niños se ha pasado a la broma, las chuflas y las pequeñas trastadas sin transcendencia con los amigos y la familia que hacen de este día uno de los más divertidos dentro del período de Navidad.

Ya que estos días solemos estar rodeados de la familia, os dejamos algunas ideas para que gastéis algunas bromas e inocentadas con los más peques de la casa. Sino también valen los compañeros de trabajo como inocentes ;)

1. El desayuno congelado.

Si tus compañeros, tu pareja o algunos de tus familiares toma cereales para desayunar, procura prepararles un referescante desayuno mañana 28 de diciembre. Mételos en el congelador y apáñatelas para que estén en su lugar cuando vayan a desayunar. Si lo haces en casa, puedes ofrecerte tú mismo a prepararlo y verás como sale de bien cuando vean su tazón congelado…

2. La mosca en la comida:

Compra una arañita o una mosca de plástico (para Halloween venden muchas) ponla en el plato de uno de tus compañeros. Cuando vaya a comer y la vea… lo verás pegar el grito y alguno seguro que sale corriendo… jajaja puuuaaag!

moscas en la comida

 

3. Cambiar el azúcar por sal:

La broma más clásica pero que seguro da unas risas más que sonoras a todos los que presencien la escena.

sal por azúcar

 

4. El clásico monigote de los Santos Inocentes

Otra de las bromas más típicas el Día de los Santos Inocentes es el clásico monigote de los Santos Inocentes pegado en la espalda de alguien. Dibuja la figura del monigote en un folio, recórtalo y deja que los pequeños se ría pegándoselo a la abuela o al abuelo en la espalda. No pararán de reír.

recorte dibujo santos inocentes

5. Me ha tocado la lotería

Algo clásico de la Navidad en España es el Sorteo de la Lotería que se celebra una semana antes. La broma de hacer creer al otro que te han tocado los millones siempre resulta. Si lo quieres hacer más verídico, lleva una botella de anís y una bandeja de mantecaos. Por lo menos empezaréis la jornada laboral un poco más tarde y con mucha alegría.

6. El coche empapelado

Esta broma, aunque es difícil, puede ser de las más divertidas. Si sabéis dónde aparca el coche siempre vuestro amigo, familiar o compañero, y tenéis acceso a él sin que os vean, esta puede ser la mejor broma que gastéis. Os puede quedar así de bonita.

coche empapelao

Pero también valen papeles de periódico o incluso film transparente.

coche con papel transparente

Hagáis lo que hagáis lo importante es pasarlo bien y divertirse. Eso sí, tened cuidado con el fin de las bromas.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone